lunes, 17 de febrero de 2014

En ti

En ti quiero perderme en esta hora
negra de la tristeza y del olvido.
Ahora cuando llueve sobre el campo.
Con el miedo de todo, te recuerdo.

Me viene muy despacio la nostalgia:
tu cuerpo como tierra bendecida,
tu pubis como pluma de un arcángel,
suave como el otoño y la llovizna.

Aquel amor furioso, aquellos labios
abiertos a la noche, aquellas manos
con soledad de viejas estaciones,
tus pechos en mis dedos y en mi boca.

Allí donde la vida comenzaba,
donde habitaba siempre la alegría,
cuando todo era luz, cuando tus ojos
buscaban las tormentas de los cuerpos.

Relámpagos azules en tus piernas.
Explosión de la sangre. Y esa muerte
rozando el corazón sobre la cama
de hoteles en la niebla y viejos barcos.

En ti me pierdo ahora, cuando nada
puede volver a aquellos días gloriosos,
ahora que el recuerdo sólo tiene
el olor de las cosas que perdimos.

7 comentarios:

JOAN dijo...

Como transmites maestro...

Un abrazo enorme desde Barcelona!!

Carlos dijo...

Ese aroma de las cosas que perdimos, de lasa que no hicimos, quedan por siempre dentro del cuerpo y dentrod el alma

Anónimo dijo...

SändrA

Relámpagos azules en tus piernas.

Explosión de la sangre. Y esa muerte


rozando el corazón sobre la cama ...

Desaparezco entre sus palabras... ahora a las 4 de la mañana...la mejor hora para leerle

a la cama me voy con ellas...tan excitantes...
Gracias siempre♡♡
.hermoso y melancólico

Victoria dijo...

Querido Rodolfo adoro su poesía, muchas gracias por compartirla. Como siempre directo al corazón. Bellísima.

Abrazo enorme desde Santa Fe, Argentina.

jaime dijo...

Agradecido.

Isa Motos. dijo...

"ahora que el recuerdo sólo tiene el olor de las cosas que perdimos."

Qué manera de matar, Rodolfo, qué manera...

http://ana-lili.over-blog.es/ dijo...

"ahora que el recuerdo sólo tiene
el olor de las cosas que perdimos".

Creo que varios de los que te leemos nos identificamos con vivencias similares,por eso estaremos siempre junto a ti.¡Cuánto evoca un olor,y cuánto duelen esos recuerdos que sabemos irrepetibles! (un abrazo,y ya andes "trotando")