lunes, 24 de enero de 2011

Tiempos duros

Los tiempos vienen duros, me comentas.
Será la primera vez que nuestros hijos
vivan peor que sus padres. Y que nada
podemos hacer para que cambien
las cosas. Y yo callo.

Es verdad que anda el corazón a la deriva
y los sueños han dejado nuestros cuerpos.
Que el hombre ya no tiene calendarios
en los que apuntar los días de la dicha
ni caminos que andar como no sea
la nostalgia. Y no sé qué decirte.

La esperanza no tiene ya horizontes
que podamos decir que son los nuestros.
Ya no hay ideologías. Ni siquiera
podremos encontrar en nuestras manos
una palabra cierta que nos salve
del miedo y la distancia.

Entre nosotros,
habré de confesarte que me siento
cansado y me refugio cada día
en algún verso de Biedma. Hoy he leído
Ollerías de Azaústre y me he sentido
igual que un hombre muerto ante un espejo.
Sólo hay belleza, amor, en el recuerdo.

Por eso, te convoco en este instante.
Ya lejos de nosotros el futuro,
construyo este presente en el que somos
poco más que una cifra, la que llena
la estadística amarga. Hoy ha subido
-lo dicen los diarios-
el número de hombres que aún esperan
que las agencias que rigen el destino
califiquen el alma
entre las inversiones seguras de la vida.

22 comentarios:

SONIA FIDES dijo...

"y me he sentido
igual que un hombre muerto ante un espejo."... Sigues exacto y tierno, Rodolfo. Domesticar a las metáforas es una labor a veces imposible y sin embargo ellas, tan fieras siempre, vienen a ti en cada poema.
Enhorabuena y gracias por regalar en cada uno de tus versos el calor de la certeza.
Un beso súper.

eigual dijo...

Este poema está lleno de una verdad absoluta... esta cargado de ese sentimiento de impotencia, ante una vida que como bien escribes, será difíci para nuestros hijos... Es duro, porque yo así la siento, difícil para nosotros, los jovenes del ahora, y difícil para nuestros hijos, los de ahora y futuros.

Pero que digo yo que, mientras existan lunes cargados de poesía como esta, se hace más leve la hazaña de estar vivos... o de seguir, simplemente luchando, aunque las estadisticas nos asesinen a veces los sueños y nos callen a base de pena.

Abrazos, mi gran amigo.

Antonio dijo...

Temprano te leo amigo, y se ve que no están bien las cosas que nos rodean, y lo sabemos, aún así, nuestro hijos aprenden a vivir, nosotros aprendimos a soñar, ambas cosas forman parte de esa ideología de hacernos y hacer un mundo mejor.....¿el alma? sin duda, la mejor inversión, pero el mensaje no llega, seguiremos esperando.
Un abrazo
Antonio

Anónimo dijo...

Cuánta razón tienes, ¿tendrán futuro nuestros hij@s!!!?.
abrazos.
AF.F.M

jaime dijo...

¿Será verdad que tnemos la patria deshecha, la vida en suspenso, todo en el aire?.
P. Salinas

Gracias, Rodolfo.

Marinero en Marte dijo...

Rodolfo, entre nosotros, he de confesarte que también me encuentro cansado y me refugio en tus versos, en tus poemas de los Lunes.

Gran poema.

CARMEN dijo...

Tu poesía de hoy nos muestra la realidad de estos días que nos ha tocado vivir, con ese toque tan humano y cotidiano que solamente tú sabes darle.
Besos y buena semana.

José Antonio Fernández dijo...

Malos tiempos y muchos nubarrones en el horizonte. Pero toda tormenta pasa.
Buen poema.

Gitana ♥ dijo...

Un hombre muerto frente a un espejo , que duro !
:/
Un beso

Soltando Letras dijo...

A ver quien arregla esto, un amigo dice que ni pegándole fuego a todo desde Tarifa a los Pirineos y llamando de nuevo a los Fenicios lo arreglamos. En fin, siempre quedarán los sueños y la esperanza.

laura dijo...

El poema es hermoso, pero jamás, voy a doblegarme pensando que todo esta perdido o que ya no hay futuro. Nadie conseguirá eso. Mi espíritu es fuerte, libre, e inmortal. El de uds. también.

Nieves LM dijo...

No nos dejemos abatir por favor.

Zeru Gorriak dijo...

No, nos las arreglaremos, no sé cómo, pero esto estallará por algún sitio. Ya va llegando la hora de que escapemos de nuestro cinismo, de que dejemos de reirnos del mundo y que este nos devuelva la mueca.

Por que todavía queda vida y mientras esta exista habrá siempre un hueco para la primavera.

Soñamos sí, y mientras haya un hombre o mujer aferrado a un sueño, quedará esperanza.

Seamos realistas, pero no nos deprimamos nunca en nuestra realidad, tomémosla como motor para hacer nuestra pequeña revolución, porque uno más uno más uno acaban por sumar un ciento y así seremos millones.

Siempre hay futuro, cada uno de nosotros trata de fabricarse el propio y dejar un algo para los que vengan, que quién sabe, tal vez lo hagan mejor. Estoy segura de que lo harán mejor, porque aunque el hombre tropieza una y otra vez con la misma piedra, acaba por aprender si se le enseña y somos muchos los que no estamos dispuestos a olvidar.

Un beso y muchas gracias por pensar y hacernos pensar, siempre se agradece sentirse viva.

Niuqech M. dijo...

Mientras hay esperanza, hay futuro...
aunque he oido que andan planeando robárnosla.


Salud¡¡¡

rubén dijo...

Qué certero eres. Qué verdad la de buscar la belleza en el recuerdo.Si nos acaricia esta luz de ahora,su mano viene cansada, sin esperanza.
Un abrazo

Anónimo dijo...

hoy me siento igual que ud. Rodolfo, veo el informativo y solo me queda llorar desconsolada, por la vida de tantos que parece importar tan poco...
lloro por el futuro incierto que nos espera, a mi al igual que a millones de jóvenes estudiantes, acabo mi carrera con ganas de trabajar en ello. Estudié por pura vocación e ideología, enamorada de la psicología, estudiando algo que me sirviese para ser mejor y para poder ayudar a quién me necesite...pero no lo veo claro, los sueños parecen truncarse cada día más, España no avanza y menos las mentes de los poderosos,quiénes nos quieren convertir en números y lo consiguen día tras día.

crudo y triste poema como cruda y triste la realidad, como crudo y duro el pan del que muchas bocas se alimentan...

Gracias por su manera de expresar unos sentimientos, que son los míos y los de tantos. Rodolfo, aunque no lo haya reflejado, he ido leyéndole regularmente como siempre, desde la primera vez que tuve en mis manos unos de sus libros.

la canción ya está descargada desde el primer día! saludos cariñosos!!

Gregorio Kolbe dijo...

No se deje abatir, don Rodolfo. Todavía hay horizontes para la esperanza, todavía hay voces que resuenan contra el asfalto.
Ya lo ha dicho el poeta: la plomiza consternación se nos irá pasando, la rabia quedará, se hará más limpia. Pero aún hoy hay quien está consternado y rabioso.

Y es verdad, los tiempos vienen duros. Pero nadie ha dicho que sería fácil.
A este lado del charco seguimos luchando.

Un gran abrazo.

Jorge Encinas Martínez dijo...

No sé qué decir: sé que tus versos tienen toda la razón, pero prefiero pensar que aún brilla la esperanza en el trabajo de un cantante a favor de unos niños, o en el de tantos voluntarios jugándose la vida en tantas misiones, o en el hecho de que algunos anhelen otro futuro o de que siga existiendo la poesía.

Otra cosa sería invivible

Sur dijo...

y cuando vos nos lo decis a nosotros, yo tampoco se que decir...
como a vos, a mi, se me agolpan las palabras que cargan con el peso de la realidad.

un abrazo...

suerte que existes

marialocaypeligrosa dijo...

La realidad en un poema. O es "todo un poema" los tiempos que vivimos.
siempre es un placer leerle.
Un besin,
I.

Carlos dijo...

Parece qeu son los numeros, la fria economia que se pierde entre los dedos, las estadisticas manipuladas, las personas malcaradas, la sinrazón de "un poco más" la que están labrando los dias futuros. con esa semilla sólo se puede sembrar desconsuelo y tiempos duros....

Ojalá cambie. Ojalá seamos capaces de cambiarlo

Lucina dijo...

El dulce refugio de unos versos

Un beso Rodolfo