jueves, 26 de julio de 2007

Jueces

Un juez, cuyo nombre es mejor ignorar, lleva años dictando sentencias no de acuerdo con la ley, sino con sus particulares creencias. Lleva muchos años haciéndolo. Hace veinte años mantuvo en prisión durante tres días a dos muchachas que hacían top less en una playa. Tres días de cárcel por algo que no estaba tipificado por la ley como delito. Pero el juez, de profundas convicciones religiosas, decidió que estaban dando un escándalo público.

Al juez no le pasó nada. Desde entonces, ha interpretado la ley a su manera. Es juez de familia y él no cree en el divorcio. ¿Hay algo más absurdo? Se cuentan mil cosas sobre él: que coacciona a la gente para que no se divorcie, que obliga a acuerdos absurdos, que tiene en cuenta la situación y orientación de cada personas a la hora de emitir sus sentencias... Ahí sigue.

La última es buena. La última es que ha negado la custodia de su hijo a una mujer divorciada porque es lesbiana. O cree que es lesbiana, cosa que, al fin y al cabo, es un asunto íntimo y personal. Al buen juez no le importa que la Constitución y las leyes protejan la opción sexual de cada quien. No. Él cree sólo en el matrimonio basado en la unión hombre-mujer. Lo demás es puro vicio y pecado. En consecuencia, ha decidido que la madre no era la persona adecuada para custodiar a su hijo.

Al juez se le ha abierto un expediente por parte del Consejo del Poder Judicial. Pero no se le ha retirado de la Magistratura. La sanción, la posible sanción que le puede caer va desde los 300 a los 3.000 euros. Una bagatela comparado con el daño causado. Pagará y volverá a cometer cuantas tropelías le dicten sus particulares creencias.

Tienen los jueces un poder omnímodo. Te pueden hundir la vida, arruinarte o encerrarte en la cárcel. Sólo ellos están facultados para interpretar las leyes y nada prevalece frente a su criterio. Ni el sentido común. Las acciones contra jueces corruptos, prevaricadores o malas personas son escasas y de corta carrera. El ciudadano -tú y yo- nos sentimos atemorizados y desamparados ante unas personas que pueden impedirte hablar en tu defensa, que se revisten de un ropaje atemorizador e inquisitorial y manejan las leyes no para defender tus derechos, sino como una navaja. Valga siempre aquello de que hay excepciones.

Y más de jueces. Han declarado los autores de la portada sobre los Príncipes de Asturias en El Jueves. El caso continúa judicialmente. Miedo me da decir esto: pero hay que recordar que otras personas de otra índole (quiero decir que no son príncipes) han salido caricaturizados en lo que han calificado de actitud grosera y zafia. Pero el Fiscal no ha actuado contra ellos. Ayer mismo en El Jueves salía una caricatura de la ex ministra Carmen Calvo en esa actitud "zafia y grosera". ¿Van a abrir diligencias?

Si yo fuera Carmen Calvo pediría que no hicieran nada. Pero vete a saber. Ya puestos, los jueces, que son muy suyos, van a terminar exigiendo que las revistas de humor vuelvan a ser como el TBO o el Pulgarcito de los años de posguerra.

Y como guinda final. Recomiendo vivamente la lectura de un artículo de Anasagasti en su blog personal. No tiene desperdicio. ianasagasti.blogs.com el articulo se llama Bribón.

12 comentarios:

Jorge Méndez dijo...

adonde se te puede escribir? no tienes email?

Rodolfo Serrano dijo...

rserranorecio@gamail.com

Rodolfo Serrano dijo...

Rectifico:
rserranorecio@gmail

txilibrin dijo...

Me lo contaba ayer un compañero del trabajo y no terminaba de creérmelo... Me parece tan fuerte que me da la risa floja.

Y lo peor es que no se puede hacer nada...

sproket99 dijo...

Respecto al caso del jueves, ¿alguien me puede explicar porque el sexo es algo zafio o grosero?

Lo único grosero de esa caricatura es hablar de política durante el mismo, pero cada uno tiene sus vicios... :)

piedra_de_sol dijo...

como decía el cantautor... ellos me protegen de ti, ¿de ellos quién me va a proteger?

UB dijo...

Eso pasa de convicción religiosa a integrismo religioso. ¿Podría yo, siendo jueza, negar la custodia a una madre por ser católica, musulmana o budista simplemente porque yo no tenga convicciones religiosas? No. ¿Por qué entonces sí lo contrario?
No sabía que podía atentarse contra doña Constitución tan impunemente. Iría a protestar delante de su despacho en top less.

Y ha faltado lo de que lo ha comparado con una secta satánica, jajajajaja. ¡Ay si Salomón levantara la cabeza!

www.unabohemia.blogspot.es

Anónimo dijo...

Coño, Rodolfo, en el ciberespacio te encuentro. Pues nada, te añado a mis favoritos y te seguiré. Salud. Manu P

SONIA dijo...

Rodolfo es que este es un país de perogrullada tras perogrullada y tiramos porque nos toca. De "iconos gastados" en un intento de que no se nos olvide que como hartemos mucho a los chicos de siempre con nuestras "tonterías" sobre las libertades, les vamos a obligar a volver. Por eso Fraga sigue en el panorama político, el señor(por llamarle algo decente) Jiménez Losantos cobrando un pastón de los curas para que sepamos que de este país ACONFESIONAL no los echamos ni con agua caliente, y el señor juez de las sentencias del siglo XV(si llega a pillar por banda a Santa Teresa, pobre de ella)para que no se nos ocurra a los españolitos confundir libertad con libertinaje. A veces cuando leo el periódico creo que lo que leo es una novela de ciencia ficción. Increible lo que pasa en este país, pero cierto.

Saludos.

P.D. ¿Y para cuándo un poema?

alakazaam! dijo...

He de confesar -con la boca pequeña, eso sí- que el estar a expensas de terceras personas con mayor poder de decisión sobre mi propia vida que yo mismo es una situación que casi diría que me reconforta.

Exceptuaremos el detalle de que, en lo que a parternidad se refiere, no seré más que un mariquita en cuyas manos nadie pondrá a una criatura de buenas a primeras, como si de alguien NORMAL se tratase (trata de visionar la situación y dime después que exagero).

Todos somos iguales ante la ley. Igual de vulnerables.

yraya dijo...

He leido esta tarde lo de anasagasti, genial!!!

Saludos

Alicia dijo...

Excelete el articulo de Anasagasti, gracias por recomendarlo amigo
Sobre el tema de los jueces y la justicia... me parece que ya que tenemos con codigo civil, codigo penal y una costitución sea mejor o peor, se tiene que acoger a estos textos al pie de la letra,no es "justo" que una persona que es elegida para interpretar los codigos y aplicarlos a los ciudadanos haga sentencias de acuerdo con sus ideas politico-religiosas pasandose por al forro los derechos fundametales de la gente.
la cara es el espejo del alma, solo con ver la "pinta" de este juez murciano... queda todo claro.