sábado, 14 de abril de 2007

República

Por cierto. Hoy es 14 de abril. Un día como hoy se proclamó la República española, destrozada por la Guerra Civil. Es absurdo que en este siglo tengamos todavía un sistema antidemocrático como forma de Gobierno. Sé que nuestra monarquía se califica de democrática. Pero sé, también, que es difícil compaginar la idea de democracia con la de monarquía. Democracia (gobierno del pueblo) casa mal con un jefe de gobierno cuyo único mérito es el de ser descendiente de una dinastía que ha sometido al pueblo y, en demasiadas ocasiones, los ha masacrado y tiranizado.

Nuestros actuales reyes que, a nivel personal, pueden ser honesto y honrados ciudadanos, no tienen otros méritos que venir de un sistema medieval y retrógrado. El peso económico de la monarquía es cada vez mayor. Y mienten quienes dicen que un sistema presidencial republicano sería igual de costoso. De momento, el Estado no mantendría a la familia del presidente de la República, ni tendría que soportar el gasto de una familia que va creciendo en negocios e influencia económica.

No estaría demás que se nos permitiera dar nuestra opinión en referendum para determinar si los españoles, de verdad, queremos seguir manteniendo la parafernalia y las prebendas de la monarquía. En el siglo XXI es difícil defender un sistema que ya no tiene sentido alguno y que corresponde a una forma de entender la humanidad que va contra toda razón. Lo decía Antonio Machado: "Nadie es más que nadie".

6 comentarios:

Cata dijo...

te dejo mis datos... principio de incertidumbreel nombre de mi blog (ya debes suponer como llegue a este blog, y el porque elegi ese nombre para mi espacio)y la dirección... www.catungui.blogspot.com, algunos amigos me dicen catungui, aunque mi nombre es Caterinna, raro no?... cuando entres a mi blog, no te sorprenda verte incluido entre mis vinculos... es que es un agrado leerte, de esos que merecen compartirse... abrazos fraternos desde este Chile gris.

ivan (paranoico) dijo...

Hoy solo paso a dejarte un abrazo...

pablo dijo...

Lo de nadie es más que nadie lo decía
Don Antonio haciendose eco del dicho popular castellano.
Un abrazo, felicidades por tus escritos

VICTOR ALFARO dijo...

La verdad es que es incomprensible, que en 2007 (2007!!!!) tengamos una monarquía que nos reina. El otro día, no sé que amigo me decía que no somos ciudadanos, sino que somos súbditos! y es verdad, no? no debería ser tan raro que una mayoría del pueblo español fuese republicano, y sin embargo, las encuestas dicen que sigue habiendo una mayoría condescendiente con los Borbones... en fin... VIVA LA REPÚBLICA!

Margarida dijo...

Lo realmente triste es que en caso de que se realizase dicha consulta, la monarquía saldría triunfante, aunque ya contó con más adeptos. El otro día me decía una vecina, monárquica de siempre(quizás por la falta de opción para elegir), que el nacimiento de tanto retoño la había hecho reflexionar acerca del mantenimiento futuro de tanta prole, y por ahí puede tirar el cambio.Ahora, mientras continúe esa pelotillera y vomitiva prensa rosa(que ahora tengo que revisar por mi nuevo trabajo)con esas portadas: "una muñequita en Disneylandia".."Leonor una niña preciosa.."como si el resto de bebé plebeyos fuesen cardos borriqueros.., pues aún vamos lentos, y es que la monarquía, a mi entender no es más que un recuerdo infantil no superado, debido a esos cuentos clásicos de princesitas y suntousos palacios que nos metieron en la cabeza a muy tempranas edades, ayudado hoy en día por revistas inútiles que no se cansarán nunca de detallarnos los vestidos y joyas lucidos en el último baile. Facilitemos pues, otro tipo de cuentos a nuestros hijos. Un saludo e incondicional apoyo al creador y responsable de este blog. Hasta la victoria siempre.

Eduardo Cassano dijo...

Me acabo de llevar una alegría, no sabía que existía este blog y lo encontré por casualidad. Ya tengo una página más que leer a diario.

Respecto al artículo, yo pienso que en el remoto caso que se promoviera tal iniciativa no ganaría la monarquía de forma tan clara como piensan muchos, o quiero pensar que no sería así. Cada vez hay más gente que se pregunta el por qué tenemos que seguir manteniendo a unos reyes que, mientras los jóvenes no encuentran empleo estable ni pueden acceder a la vivienda, tienen que pagar caprichos por una imagen que… ¿necesitamos?

En fin, un saludo y te sigo leyendo.

Un saludo.