viernes, 15 de junio de 2007

Cambalache

Lo ponen muy difícil. Las negociaciones de los partidos para hacerse con el poder, ese cambalache de cargos con tal de lograr apoyos suficientes para presidir una comunidad o un ayuntamiento, la descarnada compraventa de prebendas, consejerías, concejalías me llevan a la melancolía.

Lo que los electores han dicho en las urnas se retuerce para poder compaginar intereses contrapuestos, ansias de poder. No es ya que se llegue a pactos entre ideologías afines y que, sumadas, den mayorías. No. Es que el acuerdo no se busca por similitud de principios ni de programas, se busca para conseguir entrar o mantenerse en el poder. Así que lo que se valora no es la importancia social de una consejería o de una concejalía, sino la dotación presupuestaria de que va a disponer.

El "afán" de servicio de los partidos es tremendo y desolador. Luego se quejarán de la abstención, del desinterés de los ciudadanos, del pasotismo de los electores. Pero lo cierto es que lo ponen muy difícil. Ponen muy difícil creerles. creer en su voluntad por servir al pueblo, por hacer de la política una profesión honesta.

Hasta en los análisis electorales realizados por los líderes políticos se deslizaba un lapsus. cuando hablaba cada uno de su triunfo decían: "tendremos más poder", "gobernaremos en más sitios", mandaremos en más pueblos". Pero, coño, ¿no habíamos quedado en que ganar unas elecciones servía para ponerse al servicio del pueblo?.

El espectáculo de este patio de mercaderes luchando a brazo partido por los despojos de la batalla electoral es para echarse a temblar. Y no se libra nadie. Ni la izquierda ni la derecha. Dentro de año y medio, más o menos, iremos otra vez a las urnas. Ganas dan de mandar a esta tropa, con sus promesas y sus buenas palabras, a hacer puñetas, por decirlo en fino.

3 comentarios:

sibila dijo...

Es que parece que todo se resume en el intento de hacer malabares con la cifra para mandar (que no gobernar) cueste lo que cueste...

Esto se está llendo de las manos, o eso me parece.

Besos

pd: muy finamente dicha la últim frase, si señor.

Ana dijo...

Hoje o dia está muito cinzento.
Tão cinzento como o espectro da política...que nos consome com esses políticos que nos vão trocando as voltas à vida.
Quero cor, muita cor e hoje o sol teima em não chegar!
Um beijo a todos(as) os incorformados(as). Ana

alicia dijo...

Si es cierto, yo tengo un buen ejemplo a nivel local. El pueblo en el que vivo, se presentan candidaturas independientes con el fin de confundir al electorado y luego hacer acuerdos entre ellos. Vamos, que hacen bien las cuentas para que se vote lo que se vote el poder lo tengan siempre los mismos.
Como ciudadana me siento desengañana y desilusionada con el elenco de politicuchos sin ideales que tenemos, gente que se compra por menos de nada.
Un saludo!!!